Novedades del Juicio

7/10/2008

Fuente: J U I C I O   D I A   2 4

Sinopsis del vigésimo cuarto día


El Martes 7 de Octubre declaró en el Juicio Oral la Dra. Esther Suguer, Asistente Social del Juzgado de Menores 4 de Morón. Describió los encuentros y visitas con el segundo denunciante -retractado y vuelto a denunciar- (y su familia) en el marco de la Causa. Fue una visión esclarecedora que favoreció la tesis de la Defensa. A continuación se ofrecieron las piezas de la llamada "Causa Pierri" que la Defensa y la Fiscalía consideraron útiles para el Juicio. Terminado ese intercambio de ofrecimientos y oposiciones tomó la palabra el Dr. Juan Pablo Gallego quien solicitó al Tribunal que se dicte sentencia o "veredicto" ya porque el Juicio se está demorando demasiado, a su criterio. Si bien el mediático letrado inmediatamente negó haber dicho lo que dijo, los Jueces escucharon la grabación de su propuesta y en verdad "lo había dicho". Por esto el Presidente del Tribunal preguntó a las partes y tanto la Fiscalía, los demás querellantes como la Defensa se opusieron a semejante osadía ya que todavía no pasaron los testigos que presentó la Fiscalía y Particulares Damnificados como tampoco los de la Defensa. Para dar un broche de mal gusto a su requerimiento, el abogado de CASADIDN pidió que se haga una pericia corporal del Padre Grassi, queriendo ultrajarlo en sus partes íntimas con las más inverosímiles pruebas antropométrico-sexuales que sólo a Gallego se le pueden ocurrir, las que no nombramos por decoro. La Defensa se opuso ante todo porque con prueba, durante el Debate, va a satisfacer las preguntas que se hace Gallego y por otra parte porque lo pensado por el abogado de Carlotto es una prueba vejatoria, invasiva y no respeta los derechos humanos. Es importante resaltar que Juan Pablo Gallego sólo dice en los medios una parte de su pedido de pericia y es el de ver si el Padre Julio Grassi tiene lunares en el cuerpo ya que un denunciante dice haber visto eso. Claro, el abogado calla las otra peticiones para no quedar mal parado con otros colegas y la sociedad. Lamentablemente para la estrategia de Gallego el que primero dijo tener lunares en el torso y la espalda fue el mismo Padre Grassi antes que hablara dicho denunciante. En su primer indagatoria el Padre Grassi manifestó que Miriam Lewin fue a visitar a la Dra. Cristina Zaeiter (Cirujana plástica) quien colabora con la Fundación y a la vez ha operado al sacerdote. Lewin pidió un turno para averiguar si el Padre Grassi se había hecho "un lifting" con dicha médica, a lo que indignada la profesional le contestó que el sacerdote se extirpaba allí lunares que se transformaban en malignos. Este relato lo hizo el Padre Grassi en los primeros días de Juicio. Luego el denunciante dijo que el sacerdote tiene lunares y ahora Gallego, entre otras absurdas pericias quiere demostrar la veracidad de la denuncia "descubriendo lunares que el Padre Grassi ya había descripto". Lamentable.

Link permanente a este ítem

E N C U E S T A
Padre Grassi:
¿Inocente o culpable?




Ver resultados
(Luego de votar cierre la ventana)
Comienzo encuesta: 21/12/2008