Noticias

19/10/1999

Fuente: Clarín

LA ANIMADORA FUE SOBRESEIDA
El novio de Susana Giménez fue procesado por defraudación

Jorge Rodríguez está acusado de fraude contra la Fundación Felices los Niños. Se aplicó igual medida a Rodolfo Galimberti y a Jorge Born, de Hard Communication, que organizaba los concursos telefónicos

El juez Facundo Cubas resolvió ayer procesar por administración fraudulenta a los dueños de la empresa Hard Communication, que organizaba los concursos telefónicos del programa de Susana Giménez. Entre ellos se encuentran Jorge Rodríguez, novio de la conductora de TV, el ex montonero Rodolfo Galimberti y el empresario Jorge Born. Fueron también procesados tres directivos de Telefé.Susana Giménez fue sobreseída por falta de pruebas y también otros directivos del canal, entre ellos Carlos Fontán Balestra, su presidente.El juez impuso además embargos de 2.500.000 pesos para cada uno de los procesados en la causa. Y ordenó investigar al perito contable Ricardo Madrid por el posible delito de acción pública. El funcionario habría firmado la pericia sobre unos documentos presentados por Hard Communication en su descargo.La resolución del juez Cubas indica, según el fiscal Martín Niklison, que existen pruebas para imputar a los procesados por la comisión del delito. Se trata del delito de fraude, que viola el artículo 173 inciso 7 del Código Penal.Según este artículo, comete fraude quien por disposición de la ley, de la autoridad o por un acto jurídico, tuviera a su cargo el manejo, la administración o el cuidado de bienes o intereses pecuniarios ajenos, y con el fin de procurar para sí o para un tercero un lucro indebido (...) perjudicare los intereses confiados. La condena prevista para este delito va de un mes a 6 años de prisión. Acuerdo inicialDe acuerdo con la resolución del juez Cubas, estaría acreditado que con el concurso telefónico del programa de Susana Giménez se cometió fraude contra la Fundación Felices los Niños, que preside el cura Julio Grassi. Esta entidad había acordado con los organizadores del concurso recibir un porcentaje de la recaudación.Más allá del acuerdo entre el programa y la fundación del padre Grassi, un decre to presidencial establece que la mitad de lo recaudado en los concursos solidarios debe entregarse a la entidad beneficiaria. El fiscal Niklison explicó que la decisión del juez indica que se comprobó que nunca se cumplió con este decreto de orden público, ya que no se entregó a la fundación el dinero correspondiente.A partir de ahora, los abogados de cada una de las partes tienen tres días para apelar la decisión del juez. Si se confirma la resolución, los procesados irían a juicio oral y público.Jorge Rodríguez, Jorge Born, el ex montonero Rodolfo Galimberti, Federico Quirno y Roberto Engels son los empresarios de Hard Communication procesados por el juez Cubas.Entre las autoridades de Telefé procesadas están el vicepresidente del canal, Constancio Vigil, Víctor González y Pablo Galli Villafañe. Los sobreseídos son el presidente del canal -Carlos Fontán Balestra-, Federico Zorroaquín, Alejandro Massot, Martín Lecuona de Prat y Luis Zanón. Fue sobreseído también Carlos Banfi, de la empresa Telinfor (que proporcionaba el soporte técnico para los llamados).El Su llamado era un juego telefónico que estuvo en el aire durante varios meses de 1997 y que a través de un llamado que costaba 3 pesos permitía participar de un sorteo millonario y hacer una donación a la Fundación Felices los Niños. Del concurso participaron más de 3 millones de televidentes, lo que dejó una recaudación de más de 18 millones de dólares para los organizadores de Hard Communication.La causa comenzó con la denuncia de una abogada, Raquel Jackelson, quien aseguraba que la compañía telefónica pretendía cobrarle unos llamados al programa que nunca había realizado. Pero continuó con la investigación sobre los fondos realmente cobrados por la fundación presidida por el padre Grassi.Según el fiscal Niklison, la fundación debía recibir la mitad de lo recaudado en el concurso. Pero el padre Grassi solamente cobró un cheque por 400.000 pesos. En febrero, Grassi y Hard Communication llegaron a un acuerdo económico extrajudicial: la fundación recibió una donación de Susana Giménez por otros 680.000 pesos para terminar un hogar para chicos de la calle. Sin embargo, la investigación por presunta estafa continuó.

Link al artículo original

Link permanente a este ítem

E N C U E S T A
Padre Grassi:
¿Inocente o culpable?




Ver resultados
(Luego de votar cierre la ventana)
Comienzo encuesta: 21/12/2008