Noticias

29/9/2004

Fuente: ambitoweb - Edición 1430

Sobreseyeron al Padre Grassi en una absurda acusación de cohecho

El sacerdote Julio César Grassi fue sobreseído en una causa iniciada por el concesionario del Parque Zoológico de Hurlingham, en la localidad bonaerense homónima, vecino a la Fundación Felices Los Niños.

En ese expediente, El Choique SA entabló una querella criminal por violación de deberes de funcionario, público y cohecho contra los integrantes del CEAMSE, el sacerdote Grassi y directivos de la agrupación de drogadependientes El Reparo.

• Intimación

La disputa sobrevino porque el CEAMSE intimó a El Choique a entregar el zoológico, aludiendo que carecía de un vínculo contractual que justificara la permanencia en esos terrenos. Ese predio fue ocupado durante 15 años por la firma, que obtuvo la concesión de 18 hectáreas para dedicarse a la organización, instalación y administración de jardines zoológicos y canjear, vender, importar y exportar fauna.

Al caer el contrato, la fundación del padre Grassi comenzó a hacer gestiones para desarrollar en el predio una granja educativa para menores con problemas de adicción a las drogas.

Como el CEAMSE, finalmente, denegó la extensión del contrato por un nuevo plazo de cinco años, quienes administraban El Choique acusaron al sacerdote de «usar sus contactos políticos» y de «distribuir sumas de dinero entre los funcionarios», para quedarse con el control de las 18 hectáreasde tierra. Además, junto al «Diario de Morón» (partícipe del complot periodístico-judicial montado por «Telenoche investiga») inventó una historia, en la que acusaba al creador de la fundación de mandar a matar animales del zoológico porque quería ese terreno. Sin embargo, la investigación determinó que no existió delito.

• Versiones

En su fallo, el Juzgado de Instrucción N° 42 sostuvo: «La reticencia del concesionario (El Choique) a admitir el rechazo de sus expectativas de prolongar el vínculo mueve a considerar que ese despecho lo ha guiado, a la hora de formular sus acusaciones, de toda vaguedad por cohecho entre los funcionarios de la sociedad del Estado y el padre Grassi».

También consideró que los testigos «no han aportado a la investigación sino versiones...».

En ese sentido, descalificó a Julio Villagra, un ex empleado de mantenimiento de la Fundación Felices Los Niños que apareció como testigo en esta causa y también en la de abuso que se sigue en Morón por influencia del multimedio «Clarín».

• Llamados

Según el testimonio de un familiar, el ex empleado recibía permanentes llamados «de una mujer de nombre Irene» (se supone que era Irene Bais) y el día que se emitió el programa escuchó que le dijo a su interlocutora: «Sí, sí, no tiene salvación... no tiene escapatoria el cura».

El relato del familiar abunda en otros detalles, por caso: el regalo de zapatillas para los hijos de Villagra.

Al evaluar el testimonio de este hombre, el juez dijo que «además de tener un pleito pendiente contra la Fundación Felices los Niños, se ha limitado a especular acerca de la intención de Grassi de tomar los terrenos del zoológico».

Link al artículo original

Link permanente a este ítem

E N C U E S T A
Padre Grassi:
¿Inocente o culpable?




Ver resultados
(Luego de votar cierre la ventana)
Comienzo encuesta: 21/12/2008